Síguenos en:

Facebook

Twitter

Youtube

Livestream

Hemeroteca (1912-1989)

Hemeroteca (2002-2005)

Fundación "Aguilar y Eslava"

Fundado en 1912  |  AÑO 108º  |  DIARIO DIGITAL  |  I.S.S.N.: 1695-6834

Buscar con en laopiniondecabra.com

1912-2012: cien años de sinceridad e independencia

laopiniondecabra.com

viernes, 27 de noviembre de 2020 - 03:30 h

Las capillas barrocas de l...

Antonio Moreno Hurtado

Otros Silfos y Dríades

Antonio Serrano Ballesteros

MANUEL OSUNA BUJALANCE, 19...

Lourdes Pérez Moral

UN ANIVERSARIO REGIO

JOSÉ PEÑA GONZÁLEZ, cATEDRÁTICO DE DERECHO CONSTITUCIONAL. UNIVERSIDAD SAN PABLO. CEU. MADRID - Escrito por:

Hoy y cuando el Rey de España se acerca a los setenta años, parece de elemental justicia destacar el hecho de su importante papel en la devolución de las libertades y derechos a los españoles en momentos especialmente delicados de nuestra vida política. Su papel en la política exterior de España, su prudencia y respeto en relación con los distintos gobiernos y su discreción en los asuntos respetables, opinables y discutibles de nuestra sociedad, hacen del Rey de España un referente de comportamiento democrático que desgraciadamente no ha sido frecuente en nuestra larga y vieja historia.

Un aniversario regio.
El día cinco de enero del presente año cumplía sesenta y nueve el actual Rey de España. Nació en Roma, en un hogar de españoles exiliados acogidos a la hospitalidad de la Infanta Doña Beatriz, esposa del Príncipe de Civitella Cesi, que les ofrece la ultima planta del Palacio Torlonia. Don Juan Carlos de Borbón y Borbón viene al mundo en el Hospital Angloamericano de Roma, cuando queda poco más de un año para poner fin a la guerra civil española y faltan casi dos para el inicio de la segunda guerra mundial.
Fue bautizado en la capilla de la Soberana Orden de Malta por el entonces Secretario de Estado del Vaticano, Cardenal Eugenio Pacelli y muy pronto Papa Pío XII. Nadie podía sospechar entonces que aquel niño iba a ser el encargado de devolver a los españoles las libertades que habían perdido al inicio de la guerra civil y que no recuperarían plenamente hasta la aprobación y promulgación de la Constitución española vigente.
La infancia del futuro monarca vino marcada por las desavenencias entre Don Juan de Borbón, legitimo heredero de la Dinastía histórica, tal como había establecido en su testamento otorgado en Lausanne el Rey Alfonso XIII y la actitud de Franco de mantenerse en el poder , aunque a partir de 1947 había proclamado en la Ley de Sucesión que España era un Reino , pendiente del nombramiento de sucesor a titulo de Rey para cuando se produjeran las “previsiones sucesorias” eufemística expresión referida a la muerte del General, quien a su vez era la única persona legitimada para nombrarlo.
El 25 de agosto del año 1948 y tras la reunión en el Azor, se decide que el Príncipe Don Juan Carlos venga a España para iniciar sus estudios en nuestra Patria. Tiene 10 años y acaba de abandonar el Colegio de Friburgo donde ha cursado sus primeros años escolares. Más tarde se acuerda en la reunión de las Cabezas, en Navalmoral de la Mata, que pase por todas las Academias militares, jurando bandera en la de Zaragoza el 15 de diciembre de 1955. El que era considerado por los monárquicos el Príncipe de Asturias, sigue siendo el “peón sacrificado”, como le denomina muy certeramente en su biografía Paúl Preston, de las trifulcas generadas en la política interior de España Unos y otros utilizan al joven Príncipe como una pieza mas de su tablero político. Su discreción, el acertado uso de su silencio, la visión de las cosas que poco a poco se va haciendo, le permiten un dominio de la situación y un conocimiento de la misma que pocos sospechaban. Por todo ello, transcurrido el tiempo y por la voluntad manifiesta
de Franco, acabaría haciendo posible su proclamación como Rey tras la muerte del General, en cumplimiento de la designación como sucesor efectuada por las Cortes franquistas el 22 de julio de 1969 a instancias del anterior jefe del Estado.
El hecho de la proclamación tiene lugar el 22 de noviembre de 1975 y en ese momento el Rey va a pronunciar su primer discurso a la Nación, manifestando su voluntad de ser el Rey de todos los españoles. Son días muy importantes en la historia reciente de España. El joven monarca tiene que sortear un sinnúmero de dificultades , empezando por la propia clase política del franquismo que le ha votado en julio del 69 por la ciega obediencia que en las autocracias se tiene hacia el que detenta el poder (solo votaron en contra de la propuesta de Franco , los procuradores monárquicos), así como con las dificultades derivadas de la alteración del orden dinástico que supuso la eliminación por parte de Franco del heredero de Alfonso XIII y Jefe de la Casa Real Española , el Conde de Barcelona. Don Juan renuncia a sus derechos el día 14 de mayo de 1975, cuando faltan pocos días para que de comienzo la campaña electoral para las elecciones del 15 de junio de 1977, la primera vez que los españoles acudíamos a las urnas a través del sufragio universal, libre, directo y secreto para elegir a nuestros representantes en las Cortes, después del 16 de febrero de 1936.
Estas elecciones fueron posibles por la decidida apuesta regia por la devolución de España, utilizando la expresión de Julián Marías. El Rey ha propiciado de la mano de Fernández Miranda y Suárez un texto legislativo – la Ley para la Reforma Política- que supone ni más ni menos que un ejercicio de auto limitación del poder que ha recibido de la legalidad franquista y que está dispuesto a renunciar a favor de la ciudadanía. Es un gesto que pone de relieve simultáneamente sabiduría política y prudencia humana. Es la primera vez que sucede en la historia de España y un ejemplo no muy frecuente en la del mundo. A nadie le gusta ver reducido su cuota de poder. Y mas difícil de entender es que esa reducción la encabece el propio interesado. Por regla general las monarquías democráticas existentes en la actualidad se han visto constreñidas a un papel meramente representativo por la imposición de sus parlamentos y gobiernos. En el caso español es el propio monarca el que pone en marcha los mecanismos que hagan de su persona un rey que reina pero no gobierna , utilizando la famosa expresión de Talleyrand, o en la versión castellana de Marías, un rey que no gobierna pero si reina . Las elecciones del 15 de junio van a dar paso a una Constitución democrática impulsada por la Corona que ha sido legitimada por el respaldo popular y ampliamente mayoritario de la ciudadanía en los referéndums de la Ley para la Reforma Política del 15 de diciembre de 1976 y el Constitucional de 6 de diciembre de 1978. De esta forma se ha obviado el referéndum previo sobre la forma de gobierno y se ha logrado al final el mismo parámetro de legitimidad.
El monarca ha tenido la intuición de ponerse la frente de la manifestación, devolver el poder a los ciudadanos y quedar como el jefe del estado de una Nación que acepta su condición de Monarquía parlamentaria y democrática , tal como aparece en el párrafo 3º del Art. 1º de la Constitución Española. El tema permanente de la discusión sobre la forma de gobierno republicana o monárquica, debate absolutamente legitimo, se resuelve mas que en forma de gobierno en sistema político Frente a la discusión entre Monarquía y Republica, se destaca el dilema entre democracia y autocracia y el Rey junto a la mayoría de la clase política del momento, opta abiertamente por la democracia, que hace del pueblo el único titular de la Soberanía, es decir del Poder. El Rey a partir del 29 de diciembre es un órgano constituido, reconocido por la Constitución y sometido a la misma. Esta visión de la Corona es la que respalda abiertamente el Partido Comunista en el debate parlamentario con esplendido discurso de Santiago Carrillo,
el voto exclusivamente testimonial a favor de la Republica del PSOE por boca de Gómez Llorente y así está reconocido y la oposición minoritaria de un par de diputados en la Cámara, que votan negativamente la monarquía como forma política del estado.
Su papel al frente del Estado como máxima representación del mismo va a ponerlo no al servicio de intereses partidistas, que serian incomprensibles en quien ha puesto en marcha una nueva política de un “Rey sin Corte” como lo ha definido Maria Mérida, ajena al brillo y oropeles que tradicionalmente se vinculan a la Monarquía. Antes al contrario, la Corona empeñó su prestigio y el poder de actos debidos que la Constitución le otorga en preservar esa Constitución. Su actuación la noche del 23-F, añade a al figura del Rey una aureola de auctoritas ganada a pulso. Don Juan Carlos demostró que había aprendido bien la lección de la Historia y que dominaba el “duro oficio de Rey” para el que se había preparado concienzudamente desde su llegada a España a lo largo de una infancia difícil y comprometida que ha sido desvelada en la obra de Pérez Mateos que ha puesto a nuestro alcance “la infancia desconocida de un Rey”.
Don Juan Carlos tuvo siempre presente la dificultad que implicaba el duro camino hacia el trono. Desde su aceptación como Príncipe de España en julio del 69, en lugar de Príncipe de Asturias que supone la eliminación de su padre, hasta los múltiples sinsabores que tiene que haber sufrido a lo largo de su vida y que solo El conoce. Y cuando promete ser el rey de todos los españoles sabe a ciencia cierta que no será admitido por todos ellos, al menos en principio. Como siempre encontrara reticencias por parte de los monárquicos tradicionales que no le encajan en los comportamientos de un rey cortesano y a la antigua usanza., Pero también los republicanos históricos le vuelven en ocasiones la espalda. Un escritor francés, Nourry, ha podido escribir una biografía de D. Juan Carlos con el expresivo titulo de “Juan Carlos, un Rey para los Republicanos”. Lo que el comentarista galo quiere decir es que lo importante es la democracia y que dentro de ella son tan legitimas, si esta legitimada por el voto popular la m
onarquía y la republica. El día que la sociedad española entienda que la Corona no tiene su razón de ser, podrá cambiar la forma política del Estado al amparo de lo establecido en el Titulo X de la Reforma Constitucional. Como es sabido en España no hay “cláusulas pétreas”, como existen en Alemania, Italia, USA, etc. y todas las materias son reformables y cambiables. Hoy y cuando el Rey de España se acerca a los setenta años, parece de elemental justicia destacar el hecho de su importante papel en la devolución de las libertades y derechos a los españoles en momentos especialmente delicados de nuestra vida política. Su papel en la política exterior de España, su prudencia y respeto en relación con los distintos gobiernos y su discreción en los asuntos respetables, opinables y discutibles de nuestra sociedad, hacen del Rey de España un referente de comportamiento democrático que desgraciadamente no ha sido frecuente en nuestra larga y vieja historia.
JOSE PEÑA GONZALEZ.
Catedrático Derecho Constitucional.

más artículos

Las capillas barrocas de la Parroquia de la Asunción y Ángeles (III)

22.11.20 - HISTORIA | Antonio Moreno Hurtado

Otros Silfos y Dríades

16.11.20 | Antonio Serrano Ballesteros

Las capillas barrocas de la Parroquia de la Asunción y Ángeles (II)

12.11.20 - HISTORIA | Antonio Moreno Hurtado

Letrillas populares

05.11.20 | Antonio Serrano Ballesteros

Gardel a Barcelona i la febre del tango, de Xavier Febrés

04.11.20 | Manuel Guerrero Cabrera

Las capillas barrocas de la Parroquia de la Asunción y Ángeles (I)

04.11.20 | Antonio Moreno Hurtado

LA CANCIÓN DEL OLVIDO (II)

26.10.20 | Lourdes Pérez Moral

Sonetos adolescentes

26.10.20 | Antonio Serrano Ballesteros

María Consolación Villavicencio, viuda de Dionisio Alcalá Galiano

26.10.20 | Antonio Suárez Cabello

De Mezquita a Parroquia (III)

21.10.20 - HISTORIA | Antonio Moreno Hurtado

Secciones

Webs amigas

laopinioncofrade.com | noticias cofrades
Meteocabra.es | el tiempo
Patio de Cuadrillas | actualidad taurina
Poesía Taurina | decenario de versos táuricos

Sobre "La Opinión"

Quiénes Somos
Redacción
Hemeroteca (1912-1989)
Hemeroteca (2002-2005)
Contacto

Sobre la Fundación

Quiénes Somos
I.E.S. "Aguilar y Eslava"
Museo "Aguilar y Eslava"
El Hombre de la Sábana Santa
La Opinión de Cabra
Coro de Cámara

Aviso legal

Condiciones de uso
Política de privacidad

Síguenos también en:    • Facebook    • Twitter    • Youtube    • Livestream