Síguenos en:

Facebook

Twitter

Youtube

Livestream

Hemeroteca (1912-1989)

Hemeroteca (2002-2005)

Fundación "Aguilar y Eslava"

Fundado en 1912  |  AÑO 108º  |  DIARIO DIGITAL  |  I.S.S.N.: 1695-6834

Buscar con en laopiniondecabra.com

1912-2012: cien años de sinceridad e independencia

laopiniondecabra.com

domingo, 7 de junio de 2020 - 02:07 h

Tres estudios gardelianos ...

Manuel Guerrero Cabrera

Letrillas populares

Antonio Serrano Ballesteros

Museos con alma. Conócete ...

Antonio Ramón Jiménez Montes

SECUELAS DE LA GUERRA (XI): La saga de los Sarraille

07.12.19 - Escrito por: Antonio Moreno Hurtado

Cabra había venido recibiendo, desde hacía más de doscientos años, a ciudadanos franceses de varias profesiones. Tenderos de telas y de especias, sederos, destiladores de aguardientes, caldereros, molineros, panaderos...

A algunos de ellos nos hemos referido ya en varias ocasiones, como es el caso de la familia Soca, los Bernal, los Fuillerat o los Bladero Ubalde. Por su relación directa con los acontecimientos de la Guerra de Independencia en Cabra, nos toca hoy hablar de los Sarraille.

Los Sarraille procedían del sur de Francia, de las localidades de Santa María de Olorón y de Moumour, en la región del Piémont Béarnais. Sus amigos, los Soca, procedían de la cercana localidad de Gomer, en el obispado de Caserans. Los Sarraille se dedicaban a la comercialización de todo tipo de telas.
Un primer Sarraille, Nicolás, se instala en Málaga a mediados del siglo XVIII y pronto se convierte en un importante mercader de telas al por mayor.
Por el año 1791 una de las más importantes "compañías de comercio" de Málaga era la de "Nicolás Sarraille y Cía".

Poco a poco, los empresarios franceses siguen su expansión en Málaga e intentan entrar en otro tipo de negocios. Pero, en el año 1794, se dictó una orden de alejamiento de los franceses a una distancia de veinte leguas de todo puerto de mar, con lo que se inicia una crisis de la colonia francesa de Málaga. De manera que los mercaderes franceses se obligan a penetrar hacia el interior de Andalucía, con una mayor presencia en las localidades de cierta entidad. Otro francés, Juan María Maury y Juan Sarraille, hijo de Nicolás, fundaron una "compañía de comercio" en París, hacia el año 1795, titulada "Sarraille, Maury y Cía".
Otro tipo de negocio era el de mercader ambulante, que iba por lugares menores e incluso por zonas rurales, ofreciendo su mercancía. Se trata de los llamados "mercaderes de vara", una especie de redistribuidores de las importaciones textiles que llegaban a los puertos andaluces. Recibían el nombre por vender sus telas "por varas" y no por piezas enteras.

A lo largo del siglo XVII, encontramos en Cabra la presencia de varios mercaderes de telas que vienen y venden directamente a los particulares, otorgándose las correspondientes escrituras ante los escribanos locales. Estos mercaderes también recibían el nombre de "cajeros", ya que solían llevar su mercancía en unas cajas grandes. Muchos franceses usaron de este oficio durante los siglos XVII y XVIII.

En estos lugares pequeños, las telas se llegaban a vender en las llamadas tiendas de especería o mercerías, que podían incluir la venta de artículos coloniales, especias, ferretería, hilos, quincalla e incluso pólvora. Algunos mercaderes de "por mayor" ayudaban a sus compatriotas a instalarse en otras localidades, suministrándoles la mercancía, que solían ir liquidando de forma escalonada.

A veces, incluso, aceptaban como pago los productos de los campesinos, que los mercaderes reintroducían en el circuito del comercio. Pero no fue esta la causa de la llegada a Cabra de José Sarraille, primo de Nicolás Sarraille.

La primera noticia suya la tenemos en el año 1782, en que don Antonio Romero Cuenca, en nombre de su hermano, el canónigo don Juan Rufino Cuenca Romero, cede en arrendamiento a don José Sarraille un local que tiene en el "llanete del Mesón Grande", en la calle de San Martín. El local linda con las casas principales de los Cuenca Romero, que dan frente a la calle de la Alcaidesa. La escritura se otorga ante el escribano Juan de Heredia Sandoval.

En este llanete había otras dos tiendas que, hacia el año 1733, pertenecían a don Francisco Fernández del Rivero. Así consta en una escritura de arrendamiento que se otorga, el día 1 de octubre de ese año, ante el escribano Francisco Lozano Carrillo. Allí se indica que "la tienda que hace rincón" linda con las casas del escribano Antonio Romero de Porras.

Esta tiendecita de la calle de San Martín iba a ser el primer local que iba a regentar don José Sarraille. En Cabra, Sarraille se relaciona con otros franceses, los Fuillerat y sus paisanos los Casamayor. Los Casamayor eran mercaderes de paños, oriundos de Santa María de Olerón, como los Sarraille. Fruto de esta amistad y cercanía es el matrimonio de José Sarraille con doña Nicolasa Josefa Casamayor.

Don José Sarraille Meilhon, natural de la villa de Moumour, era hijo de don Juan Sarraille, natural también de la villa de Moumour y de doña María Meilhon, natural de la ciudad de Santa María de Olorón, en "el Reyno de Francia y provincia de Béarne". Doña Nicolasa Josefa Casamayor González, natural de la ciudad de Andújar, era hija de don Diego Casamayor, natural de Olorón y de doña Beatriz González, natural de Arjonilla. Sin embargo, el primero de sus hijos iba a nacer en Rute.

Según el acta de bautismo, otorgada el día 31 de enero de 1783, había nacido en Rute, el día anterior, jueves, a las siete de la mañana. Recibió los nombres de Juan María Josef Nicolás Martín. Fue su padrino su tío don Josef María González Caballero, soltero, vecino de Cabra. Todos estos datos constan en el expediente de limpieza de sangre de Juan María, para ingresar como colegial becado en el Real Colegio de Estudios Mayor de la Purísima Concepción, de Cabra, otorgado el día 30 de septiembre de 1794, cuando contaba once años de edad.

Intervienen como testigos del interrogatorio tres vecinos de Cabra, también de nacionalidad francesa. Se trata de don Juan Carrera, de 50 años, don Juan Josef Campaña, que declara tener más de 50 años y don Josef Fuillerat y Villatoro, presbítero, también de más de 50 años. De manera que el joven Juan María Sarraille ingresa como estudiante de primer curso de Filosofía, tras un examen de ingreso, celebrado el día 14 de octubre de 1794 ante el Rector y catedráticos del Colegio, que le dan la calificación de "Bueno". Al finalizar el curso, el día 23 de mayo de 1795, supera los exámenes con la calificación de "Bueno". Sin embargo, Juan María no iba a continuar sus estudios en el Real Colegio de Cabra.

Pero volvamos al entorno familiar de los Sarraille.

El segundo hijo, Nicolás, nace en Cabra en 1784 (B-49, 283v)
Juana, nacida en Cabra en 1785 (B-50, 59v)
Josefa, nacida en Cabra en 1788 (B-50, 296). Fallecida en 1790.
Manuel, nacido en Cabra en 1789 (B-51, 91).

De manera que la familia Sarraille hace su vida normal en Cabra, con los recursos que ofrece la tienda de telas. Pero llega la invasión francesa y todo se revoluciona.
Como hemos visto en otro lugar, don José Sarraille y su hijo Juan María, intervienen ante las autoridades francesas para suavizar las represalias francesas por la rebelión de los ciudadanos egabrenses contra el ejército invasor.

Los días 13 y 14 de septiembre de 1810, bandas organizadas de vecinos de Lucena, Cabra, Rute y otros lugares se habían reunido en Lucena para evitar la entrada del coronel Bourban Burset. El día 15, los franceses consiguen entrar en Lucena, pero, el mismo día, ante la actitud de los pueblos sublevados, el coronel Bourban se ve obligado a abandonar la ciudad.

Como reacción lógica, los franceses asedian Lucena, que está defendida con la ayuda de vecinos egabrenses y de otros lugares de la zona. No obstante, la fortaleza de las fuerzas invasoras hace que la ciudad capitule el día 17. Una rendición que incluye a Cabra y Rute. Como media de represión, el día 18 de septiembre de 1810, llega a Cabra el general de brigada Barón de Saint Pau, lo que produce la huida de numerosos egabrenses.

Se piden 12 vecinos relevantes, para su ejecución, además de imponer una fuerte sanción económica.

Finalmente, fueron conducidos a Córdoba los hacendados don Antonio de Vargas, don Lorenzo Cuenca Romero y don Juan Fernández Tejeiro. Tejeiro era regidor del Ayuntamiento y Vargas era el Síndico Procurador General del mismo.

En ningún acta capitular de esos días aparece mención alguna a estos acontecimientos y sus consecuencias para el pueblo.

Sarraille y su hijo actúan como intérpretes entre los franceses y las autoridades locales egabrenses, consiguiendo calmar la ira del general francés y logrando que no se saquease el pueblo de Cabra. También consiguieron que, de los doce rehenes previstos para su ejecución, solamente se fusilara a tres presos comunes. (Albornoz, 176)

Esta circunstancia iba a suponer para Juan María Sarraille su casi inmediato nombramiento como Subprefecto del gobierno francés en la ciudad de Lucena, como cabeza de partido.

En los archivos de Cabra hemos podido encontrar algunos documentos firmados por don Juan María Sarraille, con instrucciones para las poblaciones de su zona de influencia.

En el primer Cabildo de noviembre de 1810, se recibe un Decreto de don Juan María Sarraille, dado en Lucena, el día 4 de noviembre, ordenando que Félix Pérez Rabadán ejerciera, en adelante, el cargo de Maestro de Cañerías y la Dirección de las Aguas para la fuentes públicas y particulares. Hasta ahora había desempeñado el cargo de Maestro Mayor de obras públicas de Cabra.

Desde Lucena, el día 15 de junio de 1811, Juan María Sarraille, Subprefecto del partido de Lucena, remite al Corregidor de Cabra, don Juan Álvarez de Sotomayor y Notario, un oficio del Prefecto Provincial sobre el arreglo del anterior Hospital de San Juan de Dios, ahora convertido en Hospital Real, "con independencia absoluta de la Administración de los Bienes Nacionales".

Con este motivo, se realiza un detallado inventario de todas las pertenencias del Hospital.

Todavía quedan algunos datos más de la vida pública de los Sarraille en Cabra.
Don José Sarraille murió en Cabra en el año 1826. Su esposa, doña Nicolasa Josefa Casamayor, moriría en 1831. Mientras tanto, el hijo menor, Manuel Sarraille, se va dando a conocer en Cabra.

En un Cabildo, de 24 de noviembre de 1821, se acuerda convocar elecciones locales para el día 2 de diciembre. Unos comicios que se iban a llevar a cabo en las iglesias locales, entre sus vecinos. De entre los electores que salieran en esta primera fase, se elegirían dos alcaldes, cuatro regidores y un síndico.
Manuel Sarraille resulta elegido regidor de Cabra.

En un amplio informe de fecha 31 diciembre 1821, que recoge el libro capitular de ese año, se analizan y valoran las tareas desarrolladas por la Corporación en ese año. Lo firma don Juan Antonio Ruano y Aguilera. En dicho informe, don Manuel Sarraille figura como una de las seis personas que han trabajado en la elaboración del Padrón General de Evaluación de Riqueza Territorial, Industrial y Comercial de la villa de Cabra. Sarraille cobra 750 reales por su tarea. Los otros cinco cobran 520 reales cada uno. Aparecen sus firmas como justificantes de cobro. Tiene fecha de 25 febrero 1821 y lo asume el Depositario don José Pérez Salamanca.

En el Cabildo del día 2 de enero de 1822, toman posesión los nuevos representantes locales y se nombran las Comisiones para ese año.
Don Manuel Sarraille va en las Secciones de Gobierno Político y Contribuciones, Milicia Nacional, Pósito, Policía, Salud Pública y Beneficencia. Lo que da noticia de su personalidad.

Firman el acta: Ángel Texeiro (Alcalde 1º), Martín Moreno (Alcalde 2º), Ramón de la Peña, Manuel Notario, Lorenzo Almedina, Juan Álvarez de Sotomayor, Manuel Sarraille, José María del Río, Manuel Belmonte, Antonio Valdelvira, Antonio García (Síndico) y Lorenzo Díaz, escribano. No figura don Juan José Ulloa (regidor perpetuo), por estar ausente.

(Han cesado Juan Antonio Ruano Aguilera, Francisco de Paula Prieto, Salvador Valera, Antonio Serrano y Vázquez, Rafael Ortiz, José Coello y don Joaquín Fernández Texeiro y Lastres) En el año 1823, durante el segundo periodo absolutista, don Manuel Sarraille sigue de regidor electo. Tras un largo paréntesis, en el Cabildo de 31 de marzo de 1844 se nombra secretario del Ayuntamiento, por votación, a don Manuel Sarraille. Ha tomado posesión una nueva Corporación local y uno de sus primeros acuerdos es cesar al secretario anterior, don Antonio Cañete. Don Manuel Sarraille actúa como secretario del Ayuntamiento, el día 9 de mayo de 1844, en la venta de la ermita de la Virgen de la Cabeza y San Marcos al Concejo local. También actúa como tal en la permuta de la huerta del Hospital de Beneficencia por unos terrenos que tenía el Concejo local junto a la Fuente de las Piedras, para la construcción del Paseo "Alcántara Romero". El documento se otorgó el día 25 de marzo de 1848.

Don Manuel Sarraille murió en Cabra en 1851, a los 62 años de edad. No hemos encontrado datos de posibles descendientes suyos en Cabra.

En el próximo capítulo, estudiaremos la intervención de los Sarraille en la compraventa de Bienes Nacionales y sus consecuencias legales.








más artículos

Tres estudios gardelianos de José Gobello

07.06.20 | Manuel Guerrero Cabrera

Letrillas populares

07.06.20 - POESÍA | Antonio Serrano Ballesteros

La pequeña vida oculta que nos rodea...

07.05.20 - CABRA | Juan Antonio García Barrera

Carlos Gardel. Tango inacabable de Rafael Flores

02.05.20 | Manuel Guerrero Cabrera

El Puente Romano

20.04.20 | Antonio Moreno Hurtado / Cronista oficial de Cabra

Tal día como hoy, en 1905, fallecía don Juan Valera

18.04.20 - ANIVERSARIO | Antonio Ramón Jiménez Montes / @anrajimo

Contar lo que somos

18.04.20 | Alejandro García Rosal

La canción del olvido

17.04.20 | Lourdes Pérez Moral

Entrevista con Sierra Eslava autora de la novela "El secreto de la almadraba"

14.04.20 - LIBROS | Antonio Ramón Jiménez Montes / @anrajimo

CARLOS GARDEL: SU VIDA, SU MÚSICA, SU ÉPOCA DE SIMON COLLIER

22.03.20 | Manuel Guerrero Cabrera

Secciones

Webs amigas

laopinioncofrade.com | noticias cofrades
Meteocabra.es | el tiempo
Patio de Cuadrillas | actualidad taurina
Poesía Taurina | decenario de versos táuricos

Sobre "La Opinión"

Quiénes Somos
Redacción
Hemeroteca (1912-1989)
Hemeroteca (2002-2005)
Contacto

Sobre la Fundación

Quiénes Somos
I.E.S. "Aguilar y Eslava"
Museo "Aguilar y Eslava"
El Hombre de la Sábana Santa
La Opinión de Cabra
Coro de Cámara

Aviso legal

Condiciones de uso
Política de privacidad

Síguenos también en:    • Facebook    • Twitter    • Youtube    • Livestream